• Inicio
  • General
  • ¿Qué puedo hacer para reducir el riesgo de cáncer colorrectal?

¿Qué puedo hacer para reducir el riesgo de cáncer colorrectal?

Comparte este Articulo:

Image

Cuando visita a sus pacientes, Livia Arévalo quien es una enfermera profesinal de Equality Health, prácticamente escucha de todo, desde caída del cabello, si las uñas se rompen fácilmente, y muchas otras cuestiones más, pero lo que es realmente difícil es tener una conversación sobre la salud del colon. Tanto si es hombre como mujer, la salud del colon es algo a lo que absolutamente se debe prestar atención y hablar sobre ello.

“Empiece a hablar con su médico sobre la salud de su colon”, dijo Arévalo. “Veo a mis pacientes y dicen: ‘Oh, se me está cayendo el cabello’. Todo el mundo habla de su cabello o sus uñas, ¿verdad? Haga que hablar sobre la salud del colon sea tan simple y sencillo como hablar sobre el cabello y las uñas”.

Los proveedores de salud están acostumbrados a lidiar con problemas de colon y escuchan hablar de ellos con frecuencia. Así que no hay necesidad de avergonzarse. Sobre todo, porque el cáncer colorrectal es el tercer cáncer más comúnmente diagnosticado y ocasiona más muertes que cualquier otro cáncer además del cáncer de pulmón.

El eslabón perdido

He aprendido a hacer preguntas a mis pacientes”, dijo Arévalo. “Incluso les pregunto: ‘¿De qué color es su popo?’ a veces obtengo alguna tímida respuesta como, ‘color normal’. Bien, entonces, ¿cuál es un color normal? ‘normal’. ¿Rosa neón? — digo solo para aligerar el ambiente. Y dicen, ‘No’. ¿Es café?, ¿es dura?, ¿es suave? ¿Tiene dificultad para defecar (ir al baño)? Todo eso me da muchas pistas sobre lo que está pasando y para crear un plan de atención específico para ese paciente”.

Para Arévalo, hablar sobre su colon ocupa el primer lugar en la lista de tres hábitos saludables para no tener problemas en esa parte del cuerpo, los otros dos son llevar una dieta más basada en plantas y evitar la carne roja y los alimentos procesados, como el tocino y los hot dogs.

“La carne roja tiende a aumentar el riesgo de cáncer de colon”, dijo Arévalo. “Yo elegiría más pollo y pescado. O frijoles, son un buen ejemplo de un alimento básico que puede aumentar fácilmente la fibra. O agregar más vegetales en su dieta”.

La razón para llevar una dieta más basada en plantas es la fibra. La fibra no solo ayuda a prevenir el estreñimiento y a mantener saludable el colon, cabe destacar que la Mayo Clinic afirma que la fibra comestible puede mejorar su salud en general porque ayuda a reducir los niveles de colesterol, controla los niveles de azúcar en la sangre e incluso puede ayudarle a perder peso. Pero la fibra sigue siendo el eslabón perdido para una buena salud. Según los Centros para el Control de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), solo el 10 % de los adultos estadounidenses la come en suficiente cantidad.

En los colores está la clave

“Creo que lo más fácil de tener en cuenta sobre el cáncer de colon porque está muy relacionado con su dieta”, dijo Arévalo, “es siempre hacer que su plato sea colorido como el arcoíris. Si lo tiene colorido, sabrás que estás obteniendo suficiente fibra. Si está comiendo pollo a la parrilla, puré de papas y maíz, eso es solo blanco y amarillo. Ese no es el color del arcoíris. Pero si le agregas pico de gallo y guacamole, entonces tiene mucho color en su plato”.

Si no le gustan los cambios o no cree que pueda comer más frutas y verduras, Arévalo sugirió comenzar con una meta en mente. El CDC establece que el mínimo debe ser de 25 a 30 gramos de fibra por día.

“No significa que tiene que alcanzar su meta el primer día que hace un cambio”, dijo Arévalo. “Su objetivo podría comenzar con media taza de arándanos todas las mañanas o media taza de brócoli al vapor con su comida o cena. Comience lento. Si se “cae del vagón”, puede reiniciar al día siguiente”.

Y todavía puede hacer su carne asada con la familia. Aunque Arévalo sugirió no comerla todas las semanas.

“Si come un bistec de 18 onzas”, agregó Arévalo, “reduzca a un bistec de ocho o 10 onzas y agregue más vegetales a su plato para que se vea como un arcoíris. Si su plato de comida se ve del mismo color, deberá de agregar más cosas”.

La regla de oro

Parte de la salud del colon no es solo hablar con su proveedor de salud al respecto, sino que también necesita hacerse una prueba de detección. Los exámenes que puede hacer en casa (pruebas inmunoquímicas de sangre oculta en heces llamadas IFOBT y FIT) ayudan a su médico a tener una idea de la salud de su colon, pero Arévalo dijo que la regla de oro es una colonoscopia. Trate de no permitir que el temor de que su médico encuentre algo se interponga en el camino para realizar esta importante evaluación.

“Eso es tener miedo a lo desconocido”, dijo Arévalo. “Para decirte la verdad, si encuentran pólipos en tu colon, esos pólipos pueden extirparse. Luego, solo tiene que hacer un seguimiento cada tres a cinco años con su proveedor. Además, hacerte la prueba te da tranquilidad”.

Para obtener más datos e ideas que lo ayuden a tomar las mejores decisiones para la salud de su colon, visite el nuevo canal de YouTube de Equality Health y vea el episodio de “Cafecito Time con Equality Health” sobre la prevención del cáncer de colon.

Mantente Conectado

Ultimos Post

Categorias

Podcast


Acompañanos en nuestro Podcast

podcast

Comparte este Articulo: